¿Cómo bajar la presión de la Caldera?

¿La presión de tu Caldera se sube sola? ¿Te gustaría saber cómo bajarla sin tener que llamar al Servicio Técnico? Descubre en este artículo cómo hacerlo.

Aquí te damos unos consejos prácticos para que puedas bajar la presión de tu caldera ante una subida de la misma.

La presión de la caldera es uno de los aspectos fundamentales a tener en cuenta para comprobar el buen funcionamiento de tu sistema de calefacción, por ello, es importante que aprendas a manejarla de forma correcta.

Hoy en día todos los fabricantes incluyen sistemas de seguridad mediante los cuales, tú mismo puedes bajar la presión de la caldera, sin necesidad de conocimientos técnicos ni nada por el estilo. Es decir, de forma fácil y sencilla.

Así que vamos al grano ¿Qué hacer si sube la presión de una Caldera? Y ¿Cómo bajarla?

Cómo bajar la presión de la Caldera

¿Qué hacer si sube la presión de la Caldera?

Todas las calderas, independientemente de sus características, necesitan una revisión cada cierto tiempo por parte de un técnico oficial especializado, ya que la presión de la caldera puede subir y variar.

Tu caldera está formada por diferentes componentes como el suministro eléctrico, la presión del agua, el combustible y la salida de gases. Por seguridad, ante el problema de que alguno de estos componentes no funcione correctamente o presente alguna anomalía, tu caldera se bloqueará. Esto son innovaciones que van introduciendo los fabricantes, todo para que disfrutes de una mayor tranquilidad, confort y seguridad.

Un problema bastante habitual es la variación de la presión. La presión adecuada de la caldera se sitúa entre los 1 y 2 bares.

Siempre que necesites quitar presión a la caldera, sigue alguno de los consejos que te damos a continuación, y es más que probable que tú mismo resuelvas la situación.

Si después de seguir estos consejos no consigues bajar la presión de tu caldera, te recomendamos que ante todo apagues el equipo para evitar riesgos, y que inmediatamente llames a tu Servicio Técnico Oficial. En Zetelek somos especialistas en la reparación, revisión y mantenimiento de calderas como la tuya.

Qué hacer si sube la presión de la Caldera

¿Cómo bajar la presión de una Caldera?

Aquí te dejamos unos sencillos pasos para que puedas bajar la presión de tu caldera tú mismo:

Quitar presión a la Caldera. Pasos:

1. Apaga tu Caldera para quitar presión:

Parece algo obvio, pero no siempre lo es. Lo primero y más elemental que tienes que hacer es apagar tu aparato cuando la presión suba demasiado y dejarla apagada durante unas 3 horas. Lo más probable es que ese exceso de presión vaya desapareciendo y volviendo a un estado normal. Si ves que la presión de tu caldera sigue alta, vamos al paso 2.

2. Purgar el radiador más cercano a la caldera:

Siempre se recomienda purgar los radiadores al menos una vez al año. Si no lo has hecho, es posible que este sea uno de los motivos por el cuál la presión de tu caldera haya aumentado por encima de lo normal. Esto se debe a que el aire se haya insertado en el circuito de calefacción.

Si al encender tu calefacción escuchas ligeros silbidos provenientes de los radiadores, es síntoma inequívoco de que tienen un exceso de aire en su interior. Los radiadores pueden congestionarse por rutina, y especialmente cuando la caldera ha estado un tiempo sin utilizarse.

El mejor momento de purgar radiadores es cuando comienza la temporada de frío, aunque también podrás hacerlo en cualquier otro momento.

Elige el radiador que se ubique más cerca de la caldera, y procede a purgarlo. Si detectas que es otro radiador el que emite esos ruidos puedes hacerlo en ese.

Apaga la caldera y espera un poco, para que el agua no esté demasiado caliente. Utiliza el dispositivo que traen los radiadores para purgarlos y coloca debajo un recipiente para recoger el agua que derrame.

Después vuelve a encender la caldera y comprueba si la presión va disminuyendo. Si es así, has dado con el problema. Una vez hayas purgado el primer radiador, procede a hacer lo mismo con los demás. Esto permitirá que la calefacción y tu caldera funcionen de manera óptima.

Si ves que aun así la presión de la caldera se sigue situando por encima de los 2 bares, lo mejor es contactar con tu Servicio Técnico Oficial ya que podría necesitar de una reparación.

3. Rellena el vaso de expansión de tu Caldera:

El vaso de expansión es uno de los componentes que regulan la presión de manera directa. Su membrana interna recibe de continuo los golpes de la presión subiendo, precisamente para mantenerla bajo control.

Es por eso que esta membrana ha de sustituirse y cambiarse por una nueva cada cierto tiempo. En Zetelek cuando realizamos nuestras revisiones y el mantenimiento de los aparatos es uno de los elementos que comprobamos y cambiamos si es necesario.

Por su parte para rellenar el vaso de expansión es necesario reponerle el gas interno que puede haber perdido. Pero estos son más paliativos que verdaderas soluciones. La verdadera solución cuando el vaso de expansión no funciona, es sustituirlo por un recambio.

4. Abre la válvula de seguridad o sobrepresión

Abre la válvula de seguridad, también llamada válvula de sobrepresión. Es una solución muy efectiva, pero requiere que tomes en cuenta algo: antes de abrir la válvula de seguridad para bajar la presión, apaga la caldera y dale un tiempo hasta que el agua se enfríe. El agua puede salir de forma descontrolada y aleatoria, y al estar muy caliente puede quemar.

5. Cierra la llave de llenado y abre la de vaciado

Comprueba que la llave de llenado está cerrada, para evitar el llenado involuntario y, por tanto, el aumento de la presión, y luego abre la llave de vaciado.

Quitar presión a la Caldera

Contratando el Servicio de Mantenimiento de Zetelek puedes olvidarte de este tipo de problemas y sobresaltos, ya que nuestro equipo especialista se encarga de que tu caldera este siempre al día y en perfectas condiciones para funcionar a pleno rendimiento, incluyendo:

  • Revisión Anual Obligatoria
  • Análisis completo de los productos de la combustión
  • Comprobación del rendimiento y potencia de gas
  • Comprobación y revisión del circuito hidráulico
  • Certificado de Revisión Obligatoria y pegatina con la fecha de la revisión realizada y de la próxima revisión
  • Mano de obra y desplazamiento gratis
  • Descuentos del 10% en piezas y recambios originales

Como ves un servicio a tu medida para que disfrutes del confort total con los tuyos.

Si este artículo te ha resultado interesante encontrarás algunos otros en nuestra página de publicaciones.

Te esperamos.

Call Now Button